AMIGOS, SEGUIDORES DE POEMAS

lunes, 10 de mayo de 2010

VOLCÁN ENCENDIDO

Aliento un volcán encendido,
en un corazón apagado.
Volcán que arde, te tiento,
la sombra de tu cuerpo
recorro a besos.
Cuando vuelvas, cuando me mires,
cuando me veas...
**********
En un rincón del alma,
mis labios se hacen sombra,
mis besos aire...
Sueño pasado,
perdido en el abismo
de un volcán encendido,
en corazón apagado.


ado.

10 comentarios:

FRANCISCO PARDÓ dijo...

simpre con esa magia para escribir los versos mas bonitos. gracias por tus hermosas palabras en mi espacio. Un beso grande

Gladys Pacheco Leiva dijo...

Hola militos,hermoso poema
amiga un poquito triste no
se como puede Haber un volcan
en un corazón apagado,parese
que ese corazón no está tan apagado, como parese,bello
amiga.
Un abrazo grande.

ARCENDO dijo...

Sin palabras..., sublime. besiños sin palabras.

ANTARES dijo...

Un volcan encendido en un corazón apagado....ayyy el amor cuanto da de sí y que bien lo expresas en tus versos...
un besito

Gizela dijo...

Militos perdona que te contradiga jaja
Con esa intensidad de letras, jamás...un corazón dormido!!!!!!
Muy lindo, muy intenso...me ha gustado mucho...
Besotessss y linda semana.
Gizz

Taty Cascada dijo...

"de un volcán encendido, en corazón apagado"...Está el volcán, por lo tanto, falta encenderlo...
Un abrazo.

Juan Francisco dijo...

Hola Militos, vengo a saludarte solo un momento, pues estoy sin ordenador. Escribo con el de mí hijo, pero solo a ratos. Me ha gustado el poema, ya pasaré más despacio a leer todo. Te mando un abrazo grande.

Mª Teresa Alejandra Francesca dijo...

Qué lindo poema, Militos, y también precioso vídeo.

Es una alegría cuando vienes por mi blog.

Un fuerte abrazo, tesorete

Maite

Mª Teresa Alejandra Francesca dijo...

Militos para que te salgan los vídeos bien y se puedan ver en grande, cambia los dígitos mayores por "425", los menores por "344", lo ves al copiar el embed, cuando leas borra.

Otro abrazo.

Maite

Maria Sanguesa dijo...

Siento fascinación por los volcanes... he visitado muchos, pero es seguro que ninguno tiene la magia de éste en tu pecho apagado. Besos.