AMIGOS, SEGUIDORES DE POEMAS

lunes, 18 de mayo de 2009


Ha sido dura la pelea, Señor.

No sé si aún ha terminado.

Sellaste mi corazón a viva fuerza,

todos entraron y nadie, en él,

ya dentro.

Heridas a fuego cauterizadas

¿Qué será esto? ¿qué siento?

busca quemar y no es de llama.

Brasas ocultas en ceniza,

encenizadas, puede un soplo

de nuevo prenderlas.

En un sólo soplo

todo arderá de nuevo.

A viva fuerza, tu mano,

Señor, ¡el matasellos!

No vuelvan llamas,

queden sin fuego las cenizas

sólo por Tí, ardan la brasas.



Militos

Madrid, Octubre___2008

Publicado en Oración y Poesía


2 comentarios:

amor y libertad dijo...

que todo arda, que todo queme, que todo llene

Militos dijo...

Hoy todo está apagado.
Un beso