AMIGOS, SEGUIDORES DE POEMAS

domingo, 25 de octubre de 2009

OLVIDAR QUE SOY DE CARNE

Rompen las olas.
rompe mi corazón contra la vida.
Rompe y como ellas,
renace, restañe heridas.
No las mías duelen,
la llaga del mundo arde,
sangra en ti y en la espesura.
Dura roca, duro romper de olas,
mares que su misión no logran,
dejan cieno pantanoso, abren
hondos en mis huesos y mi boca.
Volver y no volver
a ser de agua, a ser de carne.
De carne, cuando me veo
y quiero ser de roca
chocan los astros inermes,
chocan, en medio yo,
sin estallar ni apagar
este deseo febril:
Endurecer bajo la luna,
el cuerpo al fin, hacer de roca,
olvidar que soy de carne
y la sed acallar
en el agua que me roza.


13 comentarios:

Paco Alonso dijo...

Muy bello tu poema..me identifico totalmente con el..lo siento como propio..con todos mis respetos

Cálido abrazo

Militos dijo...

TUYO ES PACO, TE LO REGALO DE MIL AMORES.
uN BESO

amor y libertad dijo...

la sed de amor saciémosla con llanto

Militos dijo...

Pues compartamos el llanto, Amor.
Beso

ARCENDO dijo...

Aunque no lo creas, y aunque las olas que te salpican parezcan lágrimas, esas mismas olas... rompen sobre roca, roca fuerte, pero sensible. Roca potente que soporta, a veces con dolor, todo y más. Roca que RESISTE. Tú querida, eres todo eso, y de ello me das siempre ejemplo.
Chopin... que ni pintado.
BESIÑOS ROCOSOS.

Inés dijo...

Precioso Militos, a veces comparto el mismo sentimiento... pero siempre a la mañana siguente cuando el sol amanece es maravilloso ser de carne y sentir.

Muchos besos y un abrazo enorme.

Silvia Beatriz Giordano© dijo...

Hola! Soy la editora de Mi Sendero Interior (entre otros) y también de Escobar LA REVISTA PREMIA. Este blog es para premiar a los blogs elegidos entre todos los bloggeros y consta de varias ternas. En diciembre se lanza el nuevo concurso y actualmente se están armando las ternas. Para nominar a tu blog favorito o interiorizarte sobre el certamen ingresa a http://escobarlarevistapremia.blogspot.com

Gracias, tu cooperación será muy bienvenida.
Saludos!

Sandra Gutiérrez Alvez dijo...

Cuando las injusticias nos golpean que queremos ser roca... ahí nos damos cuenta cuán humanos somos...hermoso poema.

Y te doy las gracias por invitarme para votar por el blog de Santiago, me encanta participar a favor de nuestro amigo, es un muy buen poeta y mejor amigo, un hombre sin hipocresía, que casi no quedan en este mundo.

te dejo un beso.

Terly dijo...

Carne o roca, ¡Qué más da! también la roca sufre y se desgasta con el golpear de las olas y quedan húmedas igual que la carne, igual que ese rostro por el que se deslizan las lágrimas.
Un beso.

Maria Sanguesa dijo...

La fuerza del mar, la resistencia de la roca, el oleaje de la vida que nos golpea una y otra vez... ¡Qué hermoso, Militos! Lo has expresado tremendamente bien. Un beso muy grande.

Julio dijo...

Hola, después de leerte me alegra descubrir la fuerza y expresión de tus versos, son un paseo por los sentimientos.
Un abrazo

Me gustaría poder seguir también tu blog

Militos dijo...

GRACIAS JULIO, HAZLO CUANDO QUIERAS.
uN BESO

Inés dijo...

Sí Militos le votaré ;)
besos